Desintoxica tu cuerpo, sin sacrificios

Desintoxicar el cuerpo naturalmente

Desintoxicar nuestro organismo es de vital importancia, debemos verlo como una rutina, como algo que siempre debió haber sido. Hacerlo una vez al año con algúnas técnicas como los enemas o lavados colónicos es una buena alternativa pero, si después de eso vamos a volver a hábitos alimenticios erróneos, no nos mantendrá en un buen estado de salud.

La desintoxicación orgánica, la limpieza interna debe ser de alguna u otra forma diaria, así como limpiamos diariamente nuestro cuerpo externamente, también debemos hacerlo internamente.

Asimismo podemos programar algunas desintoxicaciones semanales, mensuales o anuales. Pero sin dejar de seguir hábitos alimenticios que nos permitan tener nuestros días más vitales, sentr más energía y entusiasmo en nuestra vida. Porque en realidad el ser humano debe alimentarse para sentirse bien, para sentir vitalidad, para recuperar energía por un desgaste físico o mental. Esta es la verdadera razón de nuestro alimento.

Sin embargo, las últimas décadas el ser humano se ha alimentado por un placer descontrolado de comer por comer. Su dieta diaria se ha basado en productos industrializados, comidas rápidas excedidas en grasas, azúcares, proteínas animales, sabores artificiales y bebidas industrializadas de nulo valor nutricional.

Así que aqui te ofrezco algunas formas fáciles y económicas con lo que puedes empezar de manera inmediata a limpiar tu cuerpo por dentro y recuperar esa vitalidad, energía y entusiasmo propias del ser humano:

  1. Agua. Empecemos por volver al consumo del agua natural, el desintoxicante más eficaz. El aumentar nuestra ingesta de agua sobre todo por las mañanas es reconnfortánte para nuestro organismo. Podemos empezar a habituarnos al consumo de dos litros de agua al día y durante una semana al mes, hacer una desintoxicación matutina de tomar 6 vasos de agua al despertar, sin dejar los dos litros durante el resto del día.
  2. Limón. El tomar el jugo de dos limones en ayuna y dos limones antes de dormir, es un hábito que podrá ayudarte a eliminar toxinas, grasa y regular el pH de tu organismo.
  3. Ensaladas de hojas verdes. Una ensalada de hojas de lechugas, espinacas, pepino, tomate, cebolla y aguacate, debe acompañar al menos una de tus comidas diarias, pero considerando la ensalada como plato principal. O bien, el hacer un hábito en tu vida. Cenar solo ensaladas frescas.
  4. Peras y manzanas. EStas frutas tienen propiedades propias para ayudarnos a desintoxicar el organismo. Como primera opción podrías al menos consumir una de estas frutas diariamente. Y una vez a la semana, puedes hacer un ayuno de comer puras peras y manzanas durante todo el día, comiendo la cantidad que desees. Intétalo! verás la diferencia.
  5. Piña. Consumir piña en ayunas todos los días, o bien hacer uno o dos días de pura piña, puede ayudarte a desintoxicar tu cuerpo y a bajar de peso. En este caso, por ser una fruta ácida se recomienda que esté muy madura y dulce para que no cause malestares o bien, consumirla en jugo.
  6. Bicarbonato de sodio. Una buena forma de desintoxicar y eliminar metales pesados de nuestro cuerpo, amén de ser un excelente tratamiento natural para personas con cáncer, es consumir una cucharada de bicarbonato de sodio en un baso de agua por las noches, al menos durante unos quince días. Si tu grado de intoxicación es fuerte, puedes consumir un vaso por la mañana y otro por la noche.

Estos son sólo algunas recomendaciones para iniciar la limpieza de tu cuerpo, como verás son sencillas, no requieren de mucho sacrificio y son muy económicas. Más adelante seguiremos compartiendo más técnicas e ideas que te ayudarán a mantener o recuperar tu bienestar integral. Esta es la intención de tu amiga: La Dra. Cacerola.

Compartir:
  • Twitter
  • Facebook
  • email
  • Google Reader
  • LinkedIn
  • Google Bookmarks
  • Tumblr

Tagged: , , , , , , , , , ,